viernes, 13 de abril de 2007

EL VOYEUR


Lo que hacen algunos por espiar al vecino no tiene límite. Aquí podemos ver un hombre subido a una jirafa mecánica gigante desde la cual contempla extasiado todos los movimientos de sus vecinos del 4º.
Bueno la verdad es que será un obrero que tendrá que retejar o arreglar algo, pero la imaginación es libre de pensar lo nos de la gana.
Esta foto está hecha hace unos meses ya osea que no busques el aparato este por la zona, si que llega largo el jodido.

2 comentarios:

La interrogación dijo...

Ja ja que bueno. Seguro que algún día llegará. La policía patrullará la ciudad en esas jirafas y meterá la cabeza por la ventana para decir: buenas noches, ¿Todo en orden? y tú en pijama dando las buenas noches como si nada.

Macacolandia dijo...

pues cosas peores se hacen ya.