lunes, 16 de febrero de 2009

MINUTO SIN COCHES



Esta escena resulta tan extraña, que no me queda otro remedio que plasmarla.
Un día normal a las 15:30, el tiempo se para, hasta que un semáforo cambia de color en la plaza del Cid. Es un minuto de felicidad urbana.

4 comentarios:

pablo miguel simón dijo...

Ya están aquí. Ya han llegado, y han empezado a abducir a todo el mundo. Estamos perdidos.

Mafi dijo...

Qué extraño..., algo regalaban en algún sitio. ;)

Alfonso de la Fuente Ruiz dijo...

¡Quizá fue cosa de los hombres grises! Veo a Beppo el barrendero y Momo no andará lejos...

KOKYCID dijo...

Instante mágico, casi místico... ¡Que avisen a Iker Jimenez!.